Impacta

En la vida como en la publicidad, hay veces que necesitas ser diferente y darte a notar de entre el montón, en esas ocasiones ¡Impresiona! ¡no vendas!

A mis 22 me entere un puesto de Márketing Manager, con nula experiencia fui a la entrevista tapisado de rosa, camisa, pantalón, zapato, una chulada mi outfit parecía “perro salmón de tres Marías”…

El director se murió de la risa al verme, rompimos el hielo, le caí bien, 2 días después me contrataron y en esa chamba llevaba Brasil, México y USA no era cualquier cosa.

No hay duda que había gente mejor preparada que yo, pero todo lo que hiciera en la entrevista lo iban a recordar y así hice Top Of Mind de mi.

MORALEJA: Impresión mata todo!!!

20130819-085226.jpg

Anuncios